Mal humor o Cándida!!!? Vitalosofia
16561
post-template-default,single,single-post,postid-16561,single-format-gallery,,qode-theme-ver-9.2,hide_inital_sticky,wpb-js-composer js-comp-ver-4.5.2,vc_responsive
 

Mal humor o Cándida!!!?

Seguramente algo sabrás de La famosa Cándida, sabías que puede crecer desproporcionadamente en el intestino y originar una enfermedad seria cuyos síntomas pueden perjudicar nuestra calidad de vida?

La cándida es una levadura que vive de manera normal en nuestro cuerpo, sobretodo en zonas húmedas como la boca, genitales y el intestino.

Cuando esta levadura crece por encima de lo normal debido a una baja en la inmunidad por abuso de antibióticos, enfermedad o dieta alta en azúcares, altera el equilibrio de la flora intestinal local, además de que la sobrepoblación de cándida, es decir, la candidiasis, altera la función del órgano afectado.

shutterstock_293651093

CANDIDIASIS INTESTINAL

En el intestino, el sobrecrecimiento de Cándida afecta a la pared intestinal porque la cándida se ancla a las paredes del intestino volviéndolo permeable, esto provoca una inflamación general debido a la entrada al torrente sanguíneo de moléculas existentes en los alimentos que en condiciones normales no pasan.

shutterstock_198042140

 

La candidiasis intestinal causa ansiedad por comer alimentos dulces porque la cándida se alimenta y crece con el azúcar, de alguna manera nos hace dependientes de ella y también acidifica nuestro organismo.

Los síntomas que pueden aparecer son:

Mal aliento, dolor de cabeza, cambios de humor, diarrea o constipación, colitis, picor rectal, pérdida de la memoria, ardor de pecho, acné, sudores nocturnos, manchas blancas en lengua, fatiga extrema, hipotiroidismo, etc.

Que Hacer?

No utilizar antibióticos si no es necesario, y en caso de hacerlo regenerar la flora intestinal con probióticos.

Utilizar probióticos como prevención y fortalecer nuestro sistema inmune.

Si sospechas que tienes Candidiasis Intestinal, ponte en manos de un profesional

El tratamiento suele ser lento porque primero debemos debilitar el crecimiento de la cándida privándola de su sustrato, el azúcar, almidones, alimentos fermentados, lácteos, alcohol, levaduras (pan), fruta, algunos frutos secos como el pistacho ó cacahuetes.

Una vez debilitada, se puede administrar un antifúngico y al terminar se regenera la flor intestinal con probióticos para poder empezar a incluir los alimentos excluidos de la dieta.

Suerte!

Comparte en tus redes sociales